TOMO I
A Germán Abdala, un compañero cuya corta vida nos devolvió la ilusión de que la revolución nacional, popular y democrática es posible.
A Osvaldo Bayer, un compañero que dedicó su larga vida a recuperar la memoria de muchos trabajadores y trabajadoras.
A las mujeres y los hombres que, en distintos períodos históricos, en el campo o en la ciudad, con la espada y la lanza o la pluma y la palabra, con el arado o el yunque, en el aula o en un taller, en un laboratorio o en una empresa, cantando y escribiendo poesía o desde una computadora, desde un oficio o desde la calle, en la lucha y el anhelo, imaginando una casa o poniendo un ladrillo, han construido con su esfuerzo, con su trabajo y su capacitación, nuestra Santa Fe. Sin ellos, cuyo rostro y apellido no registra la crónica histórica, no habría provincia ni nación.

Asociación Trabajadores del Estado C.D.P. Santa Fe

Última actualización 1yr ago
Copiar enlace